Category Archives: Comunicación corporativa


Hacerlo bien… y que los empleados lo cuenten 0

Echad un vistazo a este vídeo de Topgolf, complejos deportivos centrados en el golf:


Se trata de un programa de employee advocacy puesto en marcha por esta empresa de entretenimiento deportivo para promover que sus empleados compartan contenidos hablando bien de la marca.

Reebok invita a sus trabajadores a compartir su pasión por el deporte y su día a día en la empresa con el hashtag #FitAssCompany (etiqueta con broma incluida). El resultado son tuits como estos:


Buenas prácticas en la comunicación con inversores 0

La primera foto de Amancio Ortega se publicó en 1999, en la memoria del Grupo Inditex, para tranquilizar a los inversores, después de que un diario portugués pusiera en duda la existencia del empresario, al que muy pocas personas habían visto. Lo explica Xabier R. Blanco, autor del libro Amancio Ortega, de cero a Zara, en el reportaje “Zara, la historia del hombre más rico del mundo”, que emitió TV3 hace poco.


Ingagement: en busca del engagement interno 2

Employee advocacy, un concepto muy extendido en empresas anglosajonas. La esencia es clara y obvia: ¿Quién mejor que los trabajadores para hablar de la empresa y ayudar a construir su reputación? Es de cajón. Hay herramientas como LinkedIn Elevate que lo facilitan: permiten filtrar contenido de la empresa para que los empleados lo puedan compartir fácilmente en sus redes sociales.

Pero, ¿y si le damos una vuelta y vamos más allá? Como dice Carlos Molina en este post: si nos preocupamos tanto de los influencers externos, ¿por qué no dedicamos los mismos esfuerzos a los internos? Como nos explicaron los chicos de Bestrelations en el desayuno de hace unos días (Javier López Menacho ha resumido muy bien el encuentro), no se trata tanto de teledirigirlos como de empoderarlos de verdad.


Contenidos descontextualizados y nuevas formas de privacidad 2

Ahora que estamos ya en la recta final de la carrera presidencial de Estados Unidos, aprovecho para comentar dos tuits que nos servirán de ejemplo para explicar dos cambios que Internet provoca en las reglas del juego comunicativo y que como comunicadores nos conviene conocer.

El primero es esta foto de Hillary Clinton que hizo Barbara Kinney, fotógrafa de la campaña de Clinton, y que rápidamente se hizo viral:


Mentir puede perjudicar seriamente su reputación 4

Mentir no es una buena estrategia, ni de negocio ni de comunicación. Un buen ejemplo es el greenwashing: abusar el movimiento verde solo para vender más, sin que la sostenibilidad realmente forme parte de la esencia de la marca, es “una estrategia muy peligrosa para las empresas, pues comporta el riesgo de ocasionar grandes daños en su reputación, de deteriorar la confianza de los clientes y de menguar sus beneficios”. Así lo explica el profesor del IESE Pascual Berrone en el artículo “Ecología sin máscaras”, publicado en la última edición de la Revista de Antiguos Alumnos del IESE.